martes, 31 de diciembre de 2013

Conceptos y curiosidades sobre asexualidad y sexualidad

Editado a 12/03/2016

En esta entrada, entre otras cosas, trataremos de informar sobre qué es la asexualidad y qué no es. Me gustaría aclarar primero que las definiciones oficiales de muchos conceptos que se tratarán se encuentran en la AVENwiki: www.asexuality.org/wiki y pueden encontrar su traducción en www.asexuality.org/sp/wiki

Pero antes de comenzar con la asexualidad y relacionados, comenzaremos primero por la demisexualidad:

¿Aún no sabes qué es la Demisexualidad?

    (Bandera de la demisexualidad)


Puede calificarse como demisexual aquella persona que no experimenta atracción sexual salvo en casos en que forma una fuerte conexión emocional con alguien (sentimientos de amor romántico o en una profunda amistad) y entonces el demisexual puede "activarse" y sentir atracción y deseo sexual por esta persona en concreto y mantener una vida sexual activa.
Se encuentra a medio camino entre la asexualidad y cualquier orientación sexual (heterosexualidad, homosexualidad, bisexualidad y pansexualidad). Sería como una asexualidad temporal hasta que se conoce a la persona "adecuada" y tienes una gran vínculo o lazo con ella.

 
La demisexualidad es un término acuñado por Asexual Visibility and Education Network (AVEN) que refiere a la atracción sexual exclusivamente hacia personas con las que previamente se han desarrollado lazos emocionales estables y de cierta duración. 

Una persona que se identifica como demisexual no experimenta atracción sexual primaria pero sí atracción sexual secundaria. 
  • En este modelo, la atracción sexual primaria es una atracción basada en cualidades exteriores de una persona o la información instantáneamente disponible como su apariencia, su aroma o su ropa; o basada en la personalidad.
  • Mientras que la atracción sexual secundaria es la atracción surgida de una conexión, normalmente romántica, o de la cercanía de dos personas en una relación.
Los factores que hemos dicho que pueden provocar la atracción sexual primaria (como la personalidad) en un demisexual pueden provocar atracción romántica, u otro tipo de atracción no sexual (que explicitaremos más adelante).

Para el demisexual, como atracción sexual primaria se le manifiesta una aparente orientación asexual y una atracción sexual secundaria hetero, homo, bi o pansexual. De esta manera, una persona puede definirse como demi-heterosexual, demi-homosexual, demi-bisexual o demi-pansexual.

Algunos dicen que es una orientación sexual ya que, aunque el término demisexual por sí solo no define hacia qué sexo o género se dirige la atracción sexual de la persona, indica como una combinación de orientaciones sexuales* (asexual y cualquiera de las otras orientaciones sexuales) dependiendo de si atendemos a la atracción sexual primaria o a la secundaria o a la atracción romántica o emocional. O puede que digan que es una orientación sexual no refiriéndose a una orientación por género sino a una condición intrínseca de la persona o identidad, lo que uno es y no puede elegir. Pero en realidad no es una orientación sexual, no indica hacia qué género o sexo se dirige tu atracción, sólo las circunstancias bajo las que esta se produce.

* Aunque la asexualidad se podría definir como no-orientación sexual u orientación sexual dirigida hacia nadie.


(La bandera que aparece junto a la demisexualidad está equivocada)

Hay diferentes tipos de atracción que se pueden dar:


- ATRACCIÓN SEXUAL: Sensación que hace desear un contacto sexual con otra persona específica.
La idea de contacto sexual no se reduce al coito.

- ATRACCIÓN ROMÁNTICA: Es el sentimiento que causa a las persona desear una relación romántica con otra persona o personas específicas. Es enamorarse de alguien o sentir enamoramiento.

- ARROBAMIENTO: Atracción no romántica ni sexual. Un enamoramiento arromántico, el deseo de tener una fuerte relación sin romance ni sexo con alguien. Este tipo de relación sería como más que una amistad típica o media pero sin llegar a ser la típica pareja romántica. Quizás, pero no necesariamente, podría tratarse de una amistad muy profunda o íntima o una relación como de hermanos/as o una relación con admiración por el otro. Este enamoramiento arromántico no tiene por qué buscar una correspondencia.

Sería como una atracción afectiva no romántica intensa.

- ATRACCIÓN ESTÉTICA: Apreciar la apariencia de otra persona. Cuando una persona ve a otra como guapo/a o de bonita apariencia. Si piensas, por ejemplo, "me gusta su cara" o "tiene un bonito cuerpo".
Es posible definir la atracción estética como un subconjunto de la atracción sensual en el momento en el que el acto de observar la apariencia o comportamiento de una persona puede ser percibido como un placer envolviendo el sentido de la vista.

- ATRACCIÓN SENSUAL o SENSORIAL:

  • táctil: Cuando un@ quiere con una o varias personas específicas abrazarse, besos, caricias, darse la mano, dar o recibir un masaje u otras estimulaciones sensoriales del tacto (no sexuales). El punto en que un gesto de estos pasa de ser sensual a ser sexual o romántico depende de como lo sienta la persona o del significado que para él/ella tenga.
  • visual: Deseo de mirar u observar la apariencia o el comportamiento de otra persona. Normalmente si se siente atracción sensual visual hacia la apariencia de otra persona se está sintiendo al mismo tiempo atracción estética.
  • olfativa: Cuando uno quiere percibir el aroma personal de alguien.
  • auditiva: Cuando uno quiere escuchar la voz de alguien.
  • gustativa
Normalmente cuando uno habla de "atracción sensual" se refiere únicamente a la táctil.

Cuando se siente atracción sensorial hacia alguien puede ser con alguno o algunos de los sentidos, no necesariamente con todos. La atracción sensual puede ser sinónimo en ciertos casos de "embeleso".

  - Etc.
Un asexual lo que NO sentiría es atracción sexual pero, dependiendo de la persona, podría sentir el resto de atracciones o alguna de ellas o alguno de sus elementos hacia personas determinadas.

¿Qué es ser asexual?

Es asexual aquella persona que no siente atracción sexual por ninguna persona. 
Se calcula que el 1% de la población es asexual, según un estudio realizado en 1994 en Reino Unido, para los que encuestó a 18.876 personas. Aunque por otros estudios posteriores. por la falta de visibilidad y si consideramos el espectro asexual en más amplitud, se puede pensar que la cifra es mayor. En 1994 ni siquiera existía el concepto de asexual con la acepción que estamos tratando.

Al igual que la homosexualidad, la asexualidad también se da en el mundo animal. Hay animales que no muestran interés en copular con otros animales de su especie.

Orientaciones románticas

Sin embargo, tanto los asexuales como los demisexuales pueden enamorarse, salvo aquellos que se definen como asexuales arrománticos (o a-románticos). De esta manera, están los asexuales
  • heterorrománticos: sólo experimentan atracción romántica hacia personas del sexo o género opuesto.
  • homorrománticos: sólo experimentan atracción romántica hacia personas del mismo género o sexo.
  • birrománticos: pueden experimentar atracción romántica por mujeres y hombres cisgénero.
  • panrrománticos: pueden experimentar atracción romántica por personas independientemente de su sexo o identidad de género: sea mujer, hombre, intersexual (hermafrodita), transexual, intergénero, etc.
  • y arrománticos: no experimentan atracción romántica [No sólo los asexuales pueden ser arrománticos]
  • (Algunos incluyen otras orientaciones románticas).


El asexual no va a sentirse atraído sexualmente por la persona de la que se enamore ni por ninguna otra persona (ni hombres ni mujeres ni otros).

Una parte de los asexuales, aunque no se sienten atraídos por otras personas, ejercen la autosexualidad (se masturban y con ello quedan satisfechos y no les hace falta nadie más) y/o pueden fantasear aunque a la hora de la verdad, al tener a una persona delante, no les atraerá sexualmente, no desearán a la otra persona, no sentirán la necesidad de tener sexo con ella. No hay que olvidar que entre fantasía y realidad hay un mundo. Y el hecho de no desear realmente llevarlo a la práctica con alguien en concreto es lo que hay que considerar, no el hecho de que uno imagine.

Hacia la práctica o la idea de la práctica del acto sexual con otro un asexual puede sentir indiferencia (que dé un poco igual hacerlo o no) o no desagrado, o rechazo o desagrado, o disfrute por motivos diferentes a la atracción sexual. 





Una cuestión importante es que los asexuales pueden sentir excitación física y libido  (o pulsión o impulso sexual) pero no hacia otra persona en concreto (deseo sexual no dirigido) por ello es que algunos se masturban (también se puede hacer por otros motivos) o, por ejemplo, los asexuales fetichistas de un objeto lo emplean pero no necesitan de otra persona para sentirse satisfechos. Y "donde no hay necesidad no hay carencia". La libido en una persona asexual puede ir desde muy alto a nula. 

Algunos asexuales incluso pueden disfrutar teniendo sexo pero no porque deseen sexualmente a la otra persona sino, por ejemplo, por la sensación física u otras circunstancias como experimentar el placer de su pareja o sentirse emocionalmente cercano a su pareja o pensar que están haciendo deporte, etc.



Una comparación podría ser como cuando un hombre heterosexual quiere ser penetrado sólo para sentir estimulación en el punto G y no porque "le ponga" otro hombre. O como cuando una lesbiana usa un consolador por la sensación física y no porque le guste el miembro viril masculino. También podría ser comparable a cuando un homosexual se siente obligado a tener relaciones sexuales con alguien del género o sexo opuesto o lo hace por curiosidad, para experimentar o para probar(se) que es "normal". Que incluso puede que no le desagrade o le dé igual hacerlo pero la otra persona seguirá "sin ponerle (a 100 por hora, excitado física y mentalmente, caliente...)" y no verá la necesidad de tener sexo con ella ni le surgirán las ganas espontáneamente.

También podemos imaginarnos esta situación: A una chica heterosexual le está realizando sexo oral el hombre a quien ella desea sexualmente. Ella tiene la cara tapada, de repente se cambia y se pone a hacérselo una chica. Ella no se da cuenta del cambio. Puede que ella disfrute de la fricción de su zona íntima aunque no haya deseado nunca sexualmente a una mujer.

Lo que pasa que si falta el componente de la atracción sexual, que las relaciones sexuales puedan ser muy constantes, por la pareja, puede hacer que el asexual llegue un momento que se canse y ya no esté bien con ello.

Así, muchos asexuales suelen negociar con su pareja sexual la frecuencia y las prácticas y condiciones con las que se realizará el acto sexual. Otros asexuales permiten que su pareja sexual se acueste con otras personas en lugar de con ell@s mism@s. Otros asexuales prefieren no tener pareja si el otro no es también asexual o gris-asexual.

Más aclaraciones respecto a "¿Soy aún asexual si...?" pinchando aquí.


No hay que confundir atracción sexual con deseo sexual o libido, son cosas diferentes.


¿Qué es la libido o el impulso sexual?
 

Es el deseo de sentir placer sexual. Libido no es lo mismo que atracción sexual. No es exclusivo de los alosexuales (personas que sienten atracción sexual con regularidad), igual que la no-libido no es exclusiva de los asexuales.

Ese placer sexual incluiría cosas como la estimulación de zonas erógenas, que puede hacerse por uno mismo, o la sensación de excitación física y mental que puede ser provocado por una variedad de cosas, dependiendo de la persona (Por ejemplo, los fetiches).



¿Qué es la Gris-Asexualidad?

En cuanto a la grisexualidad o gris-asexualidad (Grey-A o Grey-Asexual en inglés), sería el área entre la alosexualidad (experimentar atracción sexual) y la asexualidad. Entre las personas que se identifican como gris-asexuales pueden incluirse a aquellos que experimentan atracción sexual hacia otra persona sólo bajo unas limitadas y específicas circunstancias, excepcionalmente o en limitadas o escasas ocasiones.

Algunas personas que técnicamente podrían pertenecer al área gris eligen identificarse como asexuales porque se consideran muy cerca de la asexualidad y porque es más fácil de explicar. Por ejemplo, si alguien ha experimentado atracción sexual sólo una o dos breves y fugaces ocasiones en su vida y no le apetece andar detallándolas puede decir que es asexual.


Resumen: Un gris-asexual sería un asexualflexible.

La demisexualidad es un tipo de grisexualidad o gris-asexualidad.




La asexualidad y el resto de orientaciones sexuales NO son una elección. El celibato es una elección, eliges no tener sexo pero ello no significa que los célibes no sientan atracción sexual hacia otras personas. Los asexuales no sienten atracción sexual aunque quisieran para "encajar en la sociedad" y en la vida en pareja o para que, por ejemplo, no les tachen de enfermos, de bichos raros o no les crean o para poder saber qué es sentir lo que otros sienten.


Según las definiciones de la comunidad LGTB, se dice que una persona, para ser homosexual, tiene que sentirse no sólo atraído sexualmente sino también emocionalmente* por ¿una persona? o varias de su mismo sexo y en ningún caso o en menor medida hacia personas del mismo sexo. 

(* Aquí supongo que  "atracción emocional" se utiliza como sinónimo de atracción romántica. Aunque, opino, que se deberían separarse orientaciones sexuales -y relacionarla sólo con la atracción sexual- y románticas porque también hay personas sexuales que no se enamoran -arrománticos- pero se dice así por simplificar. 
Así, si a un hombre sólo le atraen sexualmente mujeres y ningún hombre y nunca se ha enamorado de nadie, se le llama heterosexual aunque lo más preciso sería decir que es heterosexual arromántico. Y una mujer que se siente atraída sexualmente por hombres y por mujeres pero sólo se siente atraída románticamente por hombres se diría que es heterosexual según la definición LGTB pero según AVEN lo más preciso sería decir que es bisexual heterorrománca.
En AVEN no se usa la expresión atracción "emocional" porque aquí también podrían incluirse atracciones afectivas no románticas o no de enamoramiento. Y se habla en su lugar de atracción romántica, arrobamiento y atracción de amigo)
 
No está escrito cuántas personas del mismo sexo te tienen que gustar y en qué medida o intensidad para que puedas decir que eres homosexual y tampoco está escrito en qué momento puedes ponerte la etiqueta de bisexual u homoflexible si alguna vez te sientes o te has sentido también atraíd@ sexual y emocionalmente hacia alguien del sexo contrario. 

Por ejemplo, para ser lesbiana ¿Cuántas mujeres te tienen que gustar?: 

¿Una? ¿Dos? ¿Tres? ¿Un 51%? ¿Mujeres y sólo mujeres?  ¿Cuándo pasas de denominarte lesbiana a bisexual u homosexible o ex-lesbiana? ¿y viceversa?
No estoy queriendo contradecir con estas últimas preguntas el hecho de que la sexualidad no cambia sino que "se descubre". Quiero decir que, por ejemplo, si eres chica y de las personas que te atraen un 80% son chicas y un 20% chicos ¿Eres lesbiana o bisexual? ¿Homoflexible o un 5 en la escala de Kinsey (de esto hablamos luego)? Básicamente, calíficate como quieras o no te califiques, tú eliges y los demás también te etiquetarán como ellos quieran según lo que sepan de ti y según lo informados que estén, no lo puedes evitar, aunque les puedes informar tú.

Hay personas que sí que tienen claro que se sienten atraídas sexual y románticamente hacia un sólo sexo o género, el suyo propio, y también dicen tener claro que nunca se han sentido atraídas sexual y románticamente por alguien del sexo contrario y creen que muy difícilmente ocurrirá en un futuro. 

Pero para otras personas, quizás la mayoría, las cosas no son blanco o negro durante toda su vida o al menos no se dan cuenta de que su naturaleza albergaría otras posibilidades o no se lo permiten o no lo aceptan por los "patrones establecidos socialmente" pero la posibilidad está ahí, aunque sea de enamorarse de una persona del sexo no previsto aunque no sientan atracción sexual. Como dice el dicho popular "Nunca digas de este agua no beberé o este cura no es mi padre".

Así, diríamos que NO existe sólo la homosexualidad y la heterosexualidad (100%) y la bisexualidad (50-50%). La cosa está más cercana a ser como estableció Kinsey:

Escala de Kinsey

RangoDescripciónPorcentaje de contactos
homosexuales
Porcentaje de contactos
heterosexuales
0Exclusivamente heterosexual0%100%
1Principalmente heterosexual, con contactos homosexuales esporádicos1%-25%99%-75%
2Predominantemente heterosexual, aunque con contactos homosexuales más que esporádicos26%-49%74%-51%
3Bisexual50%50%
4Predominantemente homosexual, aunque con contactos heterosexuales más que esporádicos51%-74%49%-26%
5Principalmente homosexual, con contactos heterosexuales esporádicos75%-99%25%-1%
6Exclusivamente homosexual100%0%
XAsexual, el individuo no presenta interés por mantener contactos sexuales0%0%
La primera publicación de Kinsey data de 1948. La asexualidad fue introducida por Kinsey en uno de sus libros en 1953.
(Donde pone 7 debería poner una X)

También es interesante ver la Tabla de Klein basada en la escala de Kinsey que muestra la posible fluidez en las orientaciones hacia género.

No sólo respecto a la homosexualidad, sobre todo la femenina, y la bisexualidad existe "invisibilidad" o poca visibilidad. También los asexuales tienden a ocultar quizás en mayor medida su condición sexual por distintos motivos y quizás aún más por ser quizás una minoría más pequeña, pero eso no quiere decir que no estén entre nosotros. Muchos ni siquiera sabrán que lo son al ser tan poco visible y al no saber ellos mismos en qué consiste exactamente la atracción sexual porque nunca la han sentido. Y, además, es más fácil para un asexual ocultar su condición a la sociedad, que para un homosexual que se relacione sexual y románticamente con personas del mismo sexo. Entre los asexuales también utilizan la expresión "salir del armario" como asexual. Aún así, no se les ha hecho un hueco entre las siglas LGTB (Lesbianas-Gays-Transexuales-Bisexuales) aunque muchos de ellos son homorrománticos o panrrománticos.



¿Qué es la Sapioxexualidad?

Sapiosexual es una persona que se siente sexualmente atraída hacia la inteligencia o la mente humana.

Al igual aquí algunos recuerdan la famosa frase de la película Martín Hache: "Hay que follarse a las mentes".

Tampoco es una orientación sexual.


¿Qué son las Parafilias? 

Según la RAE una parafilia es un desvío de índole sexual. Se trata de una conducta íntima donde el placer se obtiene mediante una actividad diferente a la relación sexual en sí misma.



Hay muchos tipos de parafilias, según cuál sea el objeto de deseo sexual. Algunas de ellas son extrañas, como la la dacrifilia (excitación con lágrimas o llanto) .Otras son más conocidas como el fetichismo sexual (excitación través de un talismán u objeto fetiche, sustancia o parte del cuerpo en particular).




¿Para qué tanta etiqueta?


Yo concibo las etiquetas como un instrumento del lenguaje que puede sernos de utilidad para:

  • Entender un poco lo que te pasa sabiendo que hay más gente a la que le puede pasar algo parecido.
  • No sentirse sólo y, con ello, quizás apaciguar tu posible sufrimiento.
  • Encontrar a gente como tú. Por ejemplo, ¿Te has identificado con la demisexualidad y quieres conocer a gente como tú? Pues, por ejemplo, hay grupos en facebook. O la gente asexual busca amistad o pareja también asexual en facebook , en la comunidad AVENes, etc.
  • Para visibilizar. Que la gente sepa que no eres el único que es así, que existís y con la visibilización se contribuye a la normalización, naturalización y con ello a la tolerancia y la disminución de la discriminación.
  • Dar una base orientativa sobre un aspecto de ti sin tener que dar largas explicaciones y que a quien se lo haces saber sepa a qué atenerse.
"Lo que no se etiqueta no existe", leí una vez. Es decir, puede que los demás no se plantean que pueda darse.

Pero no hay que olvidarse que las personas no nos dividimos en compartimentos estancos. Cada persona es un mundo. Aquí viene bien recordar una expresión que yo he escuchado mucho: "Hay gente pa tó".


Para poner un ejemplo:
Hay personas incluso que dicen sólo tener atracción sexual de personas a las que no aman pero al enamorarse no han deseado actuar sexualmente con esta persona y es como un amor platónico, basado en el sentimiento puro. Hay personas que dicen que no pueden enamorarse de alguien si no han mantenido relaciones sexuales con esa persona primero. O hay personas que se definen como heterosexuales y un día, sin esperarlo, se enamoran de una persona de su mismo sexo y comienzan una relación en pareja con atracción sexual incluida y se desinteresan sexualmente por las personas del sexo contrario (o no). Hay gente que dice descubrir su homosexualidad o bisexualidad a los 20, 30, 40, 50 años... pero que antes se creían heterosexuales o al revés. Quizás, es más fácil que esto le ocurra más a personas grisexuales que a hipersexuales.

                             (Lori Brotto, que estudia a asexuales)


Voy a introducir aquí curiosidadas resaltadas en diferentes estudios:


En noviembre de 2015 circulaba por muchas webs un artículo titulado: "Un estudio asegura que todas las mujeres son bisexuales o lesbianas". El estudio se realizó en la Universidad de Essex a 345 mujeres,Y el resumen de dicho estudio dice: Estudios con voluntarias sobre la excitación sexual sugiere que las mujeres, en media, se excitan fisiológicamente tanto con estítmulos sexuales de hombres como de mujeres. Las lesbianas son la excepción porque tienden a excitarse más con mujeres que con hombres, un patrón típicamente visto en hombres. 

Se realizó otro estudio con 50 mujeres y 50 hombres entre los cuales la mitad eran heterosexuales y la otra mitad homosexuales y les pusieron a ellas un vídeo pornográfico heterosexual y otro lésbico y midieron su nivel de excitación. Todas las mujeres se excitaron con ambos tipos de imágenes. Sin embargo, los hombres heterosexuales no se excitaron con las imágenes de porno gay, sólo con las heterosexuales.

Posible conclusión: Puede que las mujeres más sexualmente flexibles que los hombres.

Sin embargo, tampoco se puede afirmar esto con rotundidad ya que,  aunque a alguien le excite ver algo a través de una pantalla, puede que en la vida real sea diferente y no encuentre a alguien del sexo opuesto que le atraiga, si es homosexual, o del mismo sexo si es heterosexual, que le lleve a querer llevarlo a la práctica. O uno puede excitarse al ver o imaginarse ciertas prácticas en un momento determinado pero saber y ser consciente de que no le gustaría llevarlo a la práctica en la vida real. Una cosa son tus reacciones físicas (lubricación, erección, aumento de la presión sanguínea...) y otras las psicológicas.


En otras palabras, sólo porque tu cuerpo quiera sexo no significa que TÚ quieras. Así es como algunas víctimas de violaciones, hombres o mujeres, experimentan excitación e incluso llegan al orgasmo durante sus asaltos.  

También algunos asexuales pueden excitarse físicamente viendo pornografía.


Así, en otro estudio de 2011 llamado Excitación psicológica y subjetiva en mujeres auto-identificadas como asexuales, conducido por Lori Brotto y Morag Yule en la Universidad de British Columbia, seleccionaron 7 mujeres autoidentificadas como asexuales, 10 como heterosexuales, 10 como lesbianas y 10 como bisexuales a las que les midieron el nivel de excitación física mientras visualizaban una película erótica. Las mujeres autoidentificadas como asexuales tuvieron el mismo incremento en la excitación sexual fisiológica que el resto de mujeres. Esto les llevó a la conclusión de que la asexualidad no es un trastorno de la excitación sexual y entra dentro de nuestro concepto de orientación sexual. Cuando se les preguntó a las mujeres asexuales si se habían sentido atraídas sexualmente hacia las personas de las películas o si ellas se habían sentido sexualmente atractivas mientras veían las películas eróticas, la respuesta fue que no. Su cuerpo respondía como un reflejo pero su cerebro no.

También se realizó un estudio en la universidad de Vermont que se puede ver en el documental La ciencia de la lujuria que buscaba medir el nivel de excitación física y psíquica en mujeres y hombres. La primera, la física, la medían con una aparato pero la segunda la tenían que indicar las personas a las que se les realizaba el estudio. Los hombres iban indicando que su nivel de excitación psicológica iba a la par que la física. Sin embargo las mujeres mujeres indicaban que su excitación mental no iba al mismo ritmo que la física, de hecho a veces indicaban que el vídeo no les estaba excitando.


Ser más o menos selectivo -  Tener el listón más o menos alto

Además, hay personas que raramente se sienten atraídas por alguien y pueden pasar meses o años sin que les guste alguien o sin que se enamoren de alguien o puede que no se enamoren nunca. Hay otras personas más enamoradizas y que les gusta mucha gente al mismo tiempo o sucesivamente, unos que se sienten constantemente atraídos sexualmente por varias personas, otros que sólo por su pareja o por nadie, o depende del momento de su vida... También tenemos el poliamor o poliamor.


¿Qué es el Poliamor?

Para los sexuales, el poliamor es un neologismo que significa tener más de una relación íntima, amorosa, sexual y duradera de manera simultánea con varias personas, con el pleno consentimiento y conocimiento de todos las personas involucradas. El individuo que se considera a sí mismo emocionalmente capaz de tales relaciones se define a sí mismo como poliamoroso.

Para los asexuales, el poliamor es la práctica de tener más de una relación íntima simultáneamente con el consentimiento de todas las personas involucradas.




Siguiendo con las denominadas "etiquetas"...

Puedes usar una etiqueta incluso de manera temporal si para ti te es útil para darte explicaciones a ti mismo o para no darle largas explicaciones a alguien de como realmente te sientes o lo que te pasa.

Pero si sientes que no encajas con los estereotipos o prejuicios que la gente asocia a una etiqueta, si sientes que escapas a los límites de alguna definición de alguna etiqueta o alguna vez has fallado o puedes fallar a "lo que espera de ti" la etiqueta o te frustra por qué no sabes qué eres, no sabes en qué casilla meterte, o crees que en un futuro puede cambiar tu manera de sentir no tienes por qué etiquetarte. Nadie puede decirte qué eres. Tú  mismo eres el que decide como definirse, si no quieres con una palabra lo puedes hacer contando o contándote cómo es lo que te pasa, no tiene por qué ser en un único término, puede ser una oración o una parrafada.
Incluso se creó una etiqueta para personas que no querían etiquetarse, en el siglo pasado: pomosexual.

(Aquí han traducido "sensitive" como sensitivo pero en realidad es "sensible")

Para la comunidad de asexuales ha sido de enorme importancia la web http://www.asexuality.org/ (AVEN) Cada persona asexual que no comprendía que le pasaba y se creía el único vio la luz al descubrir que ahí había una explicación y que no estaba sólo.


En un documental llamado (A)sexual (2011) comentaban que en el foro suele recibirse con un icono de una tarta a cada persona que entra nueva y escribe en "Bienvenidas" normalmente desahogándose y sintiéndose más aliviada al haber encontrado por fin un lugar donde sentirse un igual. La tarta o pastel es como un símbolo de representación de un placer o disfrute para los asexuales no vinculado a lo sexual.

A falta o insuficiencia de estudios sobre su condición, ellos mismos han buscado darle explicación a lo que les pasaba intentando buscar conceptos comunes tras compartir juntos lo que cada uno sentía pero cada una de estas personas es diferente o ha tenido vivencias diferentes (algunos han tenido experiencias sexuales otros no...). Bien pensado... ¿Por qué un psicólogo u otro profesional o estudioso va a tener más razón que muchas voces juntas sintiendo cosas similares y analizándose a ellos mismos para sacar conclusiones si el profesional nunca se ha visto en situación? Aunque también una visión externa de una persona entendida en el cerebro y el comportamiento humano puede aportar ayuda al análisis.

Toda la información que deseas saber sobre asexualidad en la Asexualpedia.




Me ha llevado tiempo informarme sobre todo esto y plasmarlo de la mejor manera que he podido en esta entrada. Si te ha gustado, por favor, házmelo saber en los comentarios o seleccionando abajo donde pone "Excelente", "Útil" o "Interesante" con un simple click. Si quieres compartir el contenido, por favor, cita la fuente y copia el enlace del artículo original (éste: http://ximiscelanea.blogspot.com.es/2013/12/demisexulidad-y-otros-muchos-conceptos.html) y si tienes alguna duda siéntete libre de preguntar siempre que sea con respeto. 
Muchas gracias


Otras entradas del blog que te pueden interesar:
- ¿Cuándo uno pasa de hetero a homosexual o bisexual y viceversa?
- Documentales y reportajes sobre ADOPCIÓN
- Las ventajas de ser abstemio y no beber ALCOHOL
- Cómo aprender INGLÉS sin gastar dinero
- Documentales sobre psicología, amor y seducción

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  2. Muy interesante todo súper bien especificado realmente me ayudó muchas gracias felicidades!

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante, bien explicado y fácil de entender. Me ha ayudado bastante, muchas gracias

    ResponderEliminar
  4. Creía tener una cultura sexual sólida. No obstante el sitio ha contribuido enormemente a actualizarme en esta área fundamental de la vida humana.

    ResponderEliminar